Fotocelda – Control de dispositivos con la luz

La electricidad se vuelve cada vez más versátil y fácil de manipular con dispositivos sorprendentes como la fotocelda. Dicho aparato, resulta que cuenta con una gama de características y propiedades que valen la pena conocer. Aprende más de ellas a continuación y descubre todo lo que las fotoceldas tienen para ofrecer. ¡Te aseguro que te sorprenderás!

La fotocelda es uno de los inventos de esta nueva era que más utilidades pueden llegar a cumplir. Es pequeño pero eficiente, práctico y fácil de manejar. Un objeto que poco a poco está siendo utilizado en la mayoría de los artefactos que se usan cotidianamente. ¿Qué esperas para conocerlo más a fondo y desentrañar todos sus misterios?

Qué es una fotocelda

En términos sencillos, la fotocelda es un pequeño aparato electrónico que es capaz de cortar el paso de la energía eléctrica. Lo curioso, es que este corte de energía se produce cuando hay una determinada cantidad de luz. Es decir, si tú expones esta fotocelda al sol, la misma corta el paso de electricidad. Y por otro lado si no está expuesta al sol, deja pasar la correine eléctrica. Esto no solo aplica con el sol sino con cualquier medio que la ilumine.

Este dispositivo está compuesto por una fotorresistencia o resistencia LDR, por las siglas en ingles “Light Dependent Resistor”, y por una circuitería que permite o bloquea el paso de la corriente. Este corte o bloqueo de la corriente se hace mediante un relé.

No debes confundir la fotocelda con la fotorresistencia LDR, son conceptos diferentes. El primero es un dispositivo de control, y el segundo es un componente fotosensor que permite el funcionamiento del primero.

que es la fotocelda

Qué es una fotorresistencia LDR

La fotorresistencia LDR es un componente electrónico que varía su resistencia con la luz. Está fabricada con un material que reacciona a la luz, de esta manera cuando este material recibe la luz cambia su resistividad.

Es un componente pasivo de reducido tamaño al que se le diferencia muy bien por su dibujo característico en zigzag sobre su superficie.

Por ser un componente electrónico, tiene un valor de resistencia el cual baja en presencia de luz. Análogamente, este valor aumenta cuando existe carencia de luz en el ambiente. Hay que recordar que la resistencia eléctrica no es más que la oposición al flujo de electrones por un conductor.

ldr

Cómo funciona una fotocelda

Ahora bien, se puede especificar cómo funciona una fotocelda en el control de determinado aparato electrónico. En primera instancia, esta fotocelda necesitará de una fuente de alimentación de aproximadamente 120 o 220V AC. Una vez conectada la alimentación por dos de sus tres contactos, la fotocelda interrumpe la corriente de un tercer contacto de control mediante su relé

Para que funcione, haría falta conectar el contacto de control al aparato a controlar (por ejemplo, una bombilla) y cerrar el circuito. La instalación es tan simple como si fuera conectar un interruptor para controlar una bombilla. Haciendo esto, la fotocelda funcionará de manera óptima y realizará el trabajo que le corresponde.

Conectar fotocelda

En asuntos de potencia, se puede decir que la fotocelda maneja toda clase de valores. Estos valores varían dependiendo del relé que tenga la fotocelda como tal.

Generalmente, una fotocelda puede soportar entre 1500W hasta 1800W dependiendo de la fabricación del componente. Es decir, por ejemplo, que con una fotocelda de 1500W se pueden llegar a conectar 15 bombillas incandescentes de 100W. ¡Bastante útil!

Si no ha quedado claro todavía lo que es una fotocelda, entonces no dejes de leer lo siguiente. Esta clase de tecnología cambiará al mundo, por tanto hay que entender cómo funciona, ¿o no?

Características de una fotocelda

Ya conoces lo que es una fotocelda, ahora toca hacer una debida alusión a todas sus características. Se sabe que una fotocelda o está compuesta por una fotorresistencia LDR estándar. Esto lleva a concluir que, al momento de incidir mucha cantidad de luz en la fotocelda, esta corta el paso de la corriente. Esta propiedad de bajar la resistencia a mayor cantidad de luz, se debe en gran medida a las células del cadmio que posee la fotorresistencia. Este material, tiene esta característica por naturaleza y en electrónica se le saca bastante partido.

Los valores que arroja esta resistencia LDR vienen dados en Ohmios y fluctúan entre 1 MΩ y 100Ω.

La fotocelda no es igual a una celda solar

En este punto, vale la pena mencionar las diferencias entre una fotocelda y una celda solar. Pese a que puedan parecer lo mismo, ambos dos son dos objetos totalmente diferentes.

Básicamente, la fotocelda está compuesta por una resistencia que varía su valor de resistividad ante la presencia de luz. Por su parte, una celda solar es aquel dispositivo que absorbe los rayos del sol y los convierte en electricidad.

Entonces, la mayor diferencia recae en la utilidad de ambos aparatos electrónicos y en su capacidad de obtención energética o control de esta. Mientras una necesita únicamente del sol para generar energía, la otra se basta con cualquier rayo de luz para controlar la energía.

Si quieres trabajar con la luz del sol para generar energía, lo más recomendable es usar celdas solares. ¡Ya lo sabes!

Usos de la fotocelda

Tocado este tema, ahora falta conocer para qué se puede utilizar una fotocelda y cómo sacarle el mayor provecho posible. Esta clase de tecnología, pese a lo complicado que pueda parecer, se usa a diestra y siniestra hoy en día.

usos de la fotocelda

Las fotoceldas son usadas para tener un control automático de determinados objetos eléctricos. Por ejemplo, los sistemas de alumbrado público, los cuales miden la cantidad de luz en el ambiente. Al hacerlo, pueden determinar, por si solos, cuando encender la luz y cuando no. ¡Realmente muy útil!

También se puede ver el uso de las fotoceldas en los circuitos electrónicos contadores de personas. La fotocelda permite y niega el paso de electricidad cuando la luz es opacada por las personas al caminar. Dichas variaciones eléctricas, son medidas por otros mecanismos, lo cual hace que se pueda contabilizar a las personas.

Lo mismo aplica para las alarmas en términos generales. Ellas pueden activarse o desactivarse a una determinada hora simplemente con la ayuda de las fotoceldas.

Pero su uso no acaba allí, ya que también se puede usar en otros equipos tales como cámaras o celulares. Con una o varias fotoceldas, estos aparatos electrónicos pueden ahorrar mayor cantidad de energía en sus baterías. Así, se evita no solo la sobre descarga sino también la sobrecarga de electricidad. ¡Vaya que es útil!

Importancia de las fotoceldas en el mundo

Con todo lo ya dicho, queda en evidencia que la fotocelda es un invento que llegó para quedarse. Su importancia en el mundo radica en el hecho innegable de que la misma puede propiciar el inicio de nuevas y maravillosas tecnologías.

La automatización está cada vez más de moda, cosa que alivia mucho la carga manual y mecánica del ser humano. Piezas como estas son el mayor ejemplo de que lo autónomo es el futuro de la tecnología y de la energía eléctrica.

Para practicar lo aprendido puedes utilizar un Arduino y realizar un pequeño sketch con el funcionamiento básico de la fotocelda. No te preocupes, si no sabes por dónde empezar aquí te dejo un tutorial para utilizar una resistencia LDR con Arduino.

Deja un comentario